Las cosas importantes son apenas unas pocas

ÁNALISIS Y OPINIÓN 22/12/2023 Daniel Eskibel

Daniel Eskibel

Los medios y las redes explotan de contenidos. Y tu cabeza explota de solo pensar la enorme cantidad de cosas que tienes que hacer para impulsar hacia adelante tu carrera política o profesional. Y ni hablar de tu vida.

Pululan por todas partes. Son los analistos, los profetas de lo mucho, los gurúes de verbo complicado, los cazadores de novedades, los perseguidores de objetos brillantes, los vendedores de espejitos de colores.

Te dicen que tienes que hacer ésto y aquello y lo de más acá y lo de más allá y quinientas mil ochocientas treinta y cuatro cosas más.

Mucho.
Que todo importa.
Que tienes que desplegarte en todas las direcciones.
Que el cielo es el límite y tú eres infinito.

Al final tiras la toalla, te rindes, no puedes hacerlo todo.

No debes.
Porque en realidad todo ese exceso parte de una premisa falsa de toda falsedad.
Esa premisa falsa es que las cosas importantes son muchas. Muchísimas.

Pero no es así.
Te cuento algo para que lo veas más claro.

Hace varios años yo estaba dando una conferencia en el interior del Uruguay. Más específicamente en Minas, una bonita ciudad entre las sierras del este del país. Allí estaba explicando no recuerdo qué cosa, parado sobre el escenario de un teatro.

Casi como un apunte lateral solté una frase. Dije que las cosas importantes en la vida son solo unas pocas y que conviene no perderlas de vista. No era ese el tema central, pero la frase me pareció un ancla indiscutible para explicar lo que seguía a continuación.

Pero alguien me interrumpió.
Me preguntó cuáles eran esas pocas cosas.
Y de inmediato varias personas más se sumaron al interrogante.

Resulta que mi frasecita no era un ancla tan indiscutible para seguir adelante. Y que demasiadas personas vivían (viven) abrumadas por tantas cosas que no logran jerarquizar lo más importante.

No recuerdo cómo continué aquella charla. Pero si fuera hoy habría recurrido al siguiente ejemplo.

Mira.
En mi familia hay pocos niños.
Poquitos.

El mes pasado a uno de ellos se le diagnosticó leucemia.
Tiene 4 años.
Cuatro.

Si después de eso vuelvo a decir que las cosas importantes son apenas unas pocas, pues creo que todo queda claro.

Eso ocurre en la vida de cada persona. Y también en cada área de actividad de cada persona.

A un nivel más pequeño, también ocurre en la política. También las cosas importantes son muy pocas. Las verdaderamente importantes, las que deciden elecciones, las que deciden el rumbo de una población, las que parten las aguas.

Lo que voy a hacer en *Psicopolítica* es tomar cada mes una de esas cosas importantes. Y profundizar en ella de tal manera que te ayude a avanzar.

El plan es simple.

Si quieres y puedes, apúntate en la lista de espera:

LOGO ALFAYARACUY1Su contribución nos hace crecer

https://danieleskibel.com/poder/

https://danieleskibel.com/lab/

Te puede interesar
Lo más visto