Prestigio y referencia

Carta de una anciana encerrada en un asilo.

09 de junio de 2024 Redacción Alfayaracuy Redacción Alfayaracuy

carta anciana

Esta carta representa el balance de mi vida.

Tengo 82 años, 4 hijos, 11 nietos, 2 bisnietos y una habitación de 12 metros cuadrados.

Ya no tengo casa y tampoco mis cosas amadas, pero tengo quien me ordena la habitación, me prepara para comer y me hace la cama, me controla la presión y me pesa.

Ya no tengo las risas de mis nietos, ya no puedo verlos crecer, abrazarse y pelear; algunos de ellos vienen a visitarme cada 15 días; otros cada tres o cuatro meses; otros, nunca.

Ya no hago las croquetas ni los huevos rellenos y tampoco los rollos de carne picada, ni el punto de cruz. Todavía tengo un pasatiempo que hacer y el sudoku me entretiene un poco ".

′′ No sé cuánto tiempo me quedará, pero debo acostumbrarme a esta soledad; hago terapia ocupacional y ayuda en lo que puedo quien está peor que yo, aunque no quiero encariñarme demasiado: desaparecen frecuentemente. Dicen que la vida es más larga. Por qué? Cuando estoy sola puedo mirar fotos de mi familia y algunos recuerdos que me traje de casa. Y eso es todo.

Espero que las próximas generaciones entiendan que la familia se construye para tener un mañana (con los hijos) y pagar a nuestros padres con el tiempo que nos regalaron para criarnos!

Lo más visto

Suscríbete gratis

La mejor opción para comunicarte